Alerta Magufo: ecobola para coches, pogüerbalan para palmeras 18


Yo que pensaba que no iba a escribir de estos temas y resulta que con este ya van 3 o 4. El mundo de los “presuntos estafadores” no para de inventar cosas para tomarles el pelo y el dinero a los pobres incautos. Pero al menos uno de los casos que denuncio a continuación tienen un agravante: el dinero que se pone en juego es dinero público.

“El conocimiento científico nos ayuda a ser mas democráticos porque podremos tomar mejores decisiones”

Manuel Lozano Leyva

El primero me llegó el domingo por vía de @Noe_GGuerrero y el titular reza :

Torrox ahorrará un 25 por ciento de combustible en los vehículos municipales con un dispositivo pionero en España

Inmediatamente vas a ver de qué se trata esa maravilla de la ingeniería y te encuentras con que es algo “compuesto por un conjunto de minerales que al contacto con el combustible actúan como inhibidores estáticos de los campos de influencia externa de tipo magnético, radioeléctrico, eléctrico y similar que afectan a fluidos líquidos y gases combustibles” (sic) Y todo esto lo logra “creando una nueva disposición molecular” según el artículo. Pero es que en la página web del producto Eco-car la cosa es peor porque lo que se dispone de forma óptima son los electrones para mezclase con el oxígeno. Y no les han dado el Nobel, oiga. Será que yo, por mucho que he estado buscando, no he encontrado nada sobre la influencia de un campo electromagnético sobre el rendimiento de un combustible. ¿Alguien me pasa algún artículo de revista de impacto? Y lo mas chulo es lo siguiente:

Compuesto de minerales sin productos químicos

Será que los minerales están compuestos de paz, amor y armonía en vez de esas cosas químicas que son el silicio, el oxígeno, el aluminio….

La segunda me la pasaba ayer por mañana @maciamar (que también ha escrito en su blog sobre ello) es aún más alucinante: “Quantum Palma” (en italiano) promete mantener alejados a los especímenes de picudo rojo porque las palmeras y el picudo, pásmense, emiten frecuencias magnéticas de signo positivo pero cuando la palmera se estresa, cambia su polaridad a signo negativo y ya sabemos que los polos opuestos se atraen. Vamos, que los picudos solo atacan a palmeras malitas que cambian su polaridad y los atraen. ¡Ellas no querían! Pero si le pones una cajita de “Quantum Palma” esta, alimentada mediante radiación magnética telúrica, y usando frecuencias en “un plano sutil magnético y de física cuántica” (al menos así me lo traduce Google) es capaz de mantener alta la frecuencia positiva (confundiendo intensidad con polaridad).

Una vez sabido esto, parto a robar dátiles con el imán mas potente que tenga por casa.

Nota: por supuesto que estoy dispuesto a cambiar de opinión si alguien me muestra los test completos del “Eco-car” y me demuestra que las palmeras (y el resto de seres vivos) emitimos radiaciones magnéticas positivas, faltaría más.